Gracias a la arqueología, el ser humano ha logrado aprender sobre algunas civilizaciones del pasado, de su cultura y de sus creencias. Estos estudios dan como  resultado muy importantes hallazgos sobre cómo fue su lengua, su gastronomía, su arquitectura, su arte y otras ramas de la cultura.

Chibcha y Mesoamérica son los nombres de las grandes familias de los pueblos originarios del territorio que hoy es Costa Rica. Su vivienda representativa y algunas otras de sus características propias están presentes en esta sala donde los niños y las niñas pueden jugar al arqueólogo y descubrir, de manera divertida, el pasado de Costa Rica.





Quiero recibir información